Patatas a lo pobre (olla exprés microondas)

Ingredientes:

4 patatas medianas

1 cebolla mediana

1 pimiento rojo

1/2 pimiento verde

2 dientes de ajos

1/2 medida (del vaso de la olla) de aceite de oliva)

Sal

Instrucciones:

Limpiamos las verduras.

Cortamos las patatas en rodajas gorditas, la cebolla en rodajitas finas, los pimientos en juliana y los ajos los picamos.

Introducimos todo en la olla, salamos, le añadimos el aceite, revolvemos todo y cerramos la olla.

Abrimos la válvula e introducimos la olla en microondas a 800 de potencia durante 18 minutos.

Sacamos la olla y, sin abrir, cerramos la válvula y dejamos reposar 5 minutos.

Servimos enseguida. Queda todo pochadito y la patata enterita y en su punto, una delicia!

Arroz blanco (olla exprés microondas)

Ingredientes:

El vasito que trae ponemos:

1 medida de arroz redondo (yo he puesto 2 medidas)

1 medida y 1/2 de agua (yo he puesto 3 medidas)

2 cucharadas de aceite de oliva

1 cucharadita de ajo en polvo

Sal

Instrucciones:

Colocamos todo en la olla, revolvemos, cerramos, abrimos la válvula e introducimos en microondas a 800 de potencia durante 10 minutos.

Sacamos la olla y dejamos reposar sin abrir la tapa y cerrando la válvula durante 5 minutos más.

Abrimos y servimos. Queda en su punto.

Bizcocho Crème Frâiche

Esta receta es de un bizcocho de nata (paloma.s.a.) al que le he hecho unos cambios.

Ingredientes:

Una tarrina (200 grs.) de crème frâiche (podemos sustituírlo por nata líquida)

Una medida (de la tarrina vacía) de azúcar

Una medida y 1/2 de harina

2 huevos

1 cucharadita de levadura Royal

Vainilla en polvo, una pizca

Instrucciones:

Batimos el azúcar con la créme ó la nata.

Una vez todo bien batido le añadimos los dos huevos, mezclamos.

Por último la harina mezclada con la levadura y la vainilla en polvo, poco a poco y con movimientos envolventes hasta convertirla en una crema fina.

Horneamos, partiendo de horno frío, en un molde enmantequillado y enharinado, empezamos con el horno bajo y vamos subiendo la temperatura poco a poco hasta que consigamos que esté cocido y dorado.

Dejamos templar, desmoldamos sobre rejilla y enfriamos antes de servir.

 

Melva a la gallega

Ingredientes:

Un lomo de melva limpio de pieles y espinas

Aceite de oliva virgen extra

Pimentón picante

Sal

Agua

Instrucciones:

Ponemos un cazuela, con agua y sal, al fuego.

Mientras esperamos que rompa el hervor, envolvemos el lomo en papel film presionando bien y envolvemos como un caramelo. Le ponemos una capa doble de papel aluminio y cerramos muy bien los extremos y presionamos.

Cuando el agua  rompa el hervor introducimos el “caramelo” y dejamos hervir durante 15 minutos.

Sacamos del agua y dejamos sobre un escurridor.

Cuando esté templado le quitamos las envolturas, lo ponemos de nuevo en el escurridor y al frigo hasta que enfríe.

Lo desmenuzamos a trozos grandes y colocamos en el plato de servir.

Lo aderezamos con sal, aceite y por último el pimentón picante.

Servimos enseguida.

Arroz Negro

Ingredientes:

Choco ó jibia

Arroz

Cebolla

Ajos

Aceite de oliva virgen

Una lata mediana de tomate troceado

2 ó 3  bolsas de tinta de calamar congelada

Fumet ó caldo de pescado casero (podéis sustituirlo por agua y una pastilla de caldo de pescado)

Sal

Pimienta

Tomate molido ó concentrado de tomate (opcional)

Vino blanco

Instrucciones:

Limpiamos y troceamos el choco ó jibia (500 grs. aprox.), reservamos.

Picamos 3 dientes de ajos y una cebolla y lo ponemos a sofreir, en una cazuela amplia, hasta que esté completamente pochado.

Cuando estén le añadimos los trozos de choco y lo sofreímos a fuego fuerte  hasta que suelte todo el agua y reduzca.

En ese momento añadimos una cucharada sopera de concentrado de tomate ó tomate molido, esto es opcional, revolvemos y añadimos medio vaso de los de agua de vino blanco, dejamos evaporar el alcohol y dejamos reducir.

A continuación vertemos el contenido de la lata de tomate troceado, dejamos sofreir muy bien.

Salpimentamos y vertemos el caldo ó fumet hirviendo y la tinta de las bolsitas que habremos desleído en un poco de caldo caliente, dejamos hervir hasta que el choco esté tierno, aproximadamente 30 minutos.

Por último añadimos el arroz en el centro de la cazuela, formando una linea recta de un par de dedos de grosor y de lado a lado, que asome un poco por el caldo, removemos y dejamos cocer 12 minutos.

Retiramos, tapamos y dejamos reposar unos minutos antes de servir.

 

Tarta de higos y papaya en almíbar

Compré en el supermercado, en la zona de productos internacionales, un bote de frutas en almíbar, aunque en latinoamérica le llaman “DESAMARGADO”….jeje, me gusta mucho el nombre que le dan.

Lleva higos, papaya, lima, naranja..etc..y tenía ganas de usarlo, así que me decidí por lo más rápido:

Ingredientes:

Crema pastelera:

5 yemas

125 grs. de azúcar

50 grs. de Maizena

625 ml. de leche

Una rama de canela y una piel de limón

Otros:

Una lámina de masa quebrada (ya preparada)

Fruta en almíbar

Instrucciones:

Crema pastelera:

Poner a hervir la leche con la piel de limón y la rama de canela.

Mientras tanto, batir las yemas con el azúcar.

Una vez bien batida, añadir, poco a poco, la Maizena. Incorporar la leche (antes la colaremos y dejaremos enfriar un poco).

Mezclar bien todos los ingredientes, volver a colar y poner al fuego. Se tiene que tener al fuego, sin dejar de remover, hasta que espese.

Poner la crema en una bandeja, tapar con film transparente (procurando que el film toque la crema) y dejar enfriar.

Mientras la crema enfría:

Ponemos a escurrir la fruta, el almíbar lo reservamos.

Precalentamos el horno a 200 grados.

Forramos un molde  bajo desmontable con la masa quebrada, le damos bonita forma y recortamos el sobrante, pinchamos con un tenedor, vamos a hornearlo en “vacío”.

Cubrimos la masa con papel de horno y le ponemos por encima garbanzos ó alubias secos (yo tengo en un bote reservado sólo para esto) que cubra toda la superficie y que haga peso, recortamos el papel que sobresale y horneamos durante 15 minutos.

Sacamos del horno y con cuidado le quitamos el papel con las legumbres, pintamos la masa con clara de huevo batida, yo he pintado con el almíbar que reservé , y tenemos las masa 10-12 minutos más hasta que veamos que está doradita pero sin pasarse. Con la masa que me sobró hice unas “monedas” que también pinté con almíbar y horneé al mismo tiempo.

Desmoldamos la masa, que estará completamente hecha, sobre la bandeja de servir.

Rellenamos con la crema pastelera y cubrimos con la fruta a nuestro gusto.

Por último pintamos toda la superficie con el almíbar, nos ayudamos de una brochita de cocina.

Yo he usado esta fruta pero se puede usar la que más os guste, en almíbar ó fresca, si es fresca hacemos un almíbar casero y pintamos la fruta.

 

Cuñas

Esta receta la tenía en mente desde que la ví en “De la vista al paladar”, son las típicas cuñas de toda la vida que, la mayoría,  hemos comprado alguna vez a nuestros hijos yendo camino del cole, aunque éstas son más sanas porque las podemos preparar en casa.

La receta original va rellena de crema pastelera pero yo quería que el sabor fuese lo más parecido posible a las de pastelería y he sustituído por “falsa crema pastelera” (receta de “seviyana”), os aseguro que son idénticas.

Ingredientes (6 unidades):

Masa:

65 c.c. de leche

30 c.c. de agua

60-65 grs. de azúcar.

25 grs. de levadura fresca

30 c.c. de aceite de girasol

1 pizca de sal

1/2 cucharadita de azúcar vainillado

250 grs. de harina de fuerza

Falsa crema pastelera:

250 c.c. de agua

200 grs. de azúcar

35-40 grs. de harina

50 grs.más de azúcar

Pizca de colorante alimentario amarillo (el que usamos para la comida)

Unas gotas de vainilla líquida ó una pizca de vainilla molida

Cobertura de chocolate:

120 grs. de azúcar.

55 c.c. de agua.

50 grs. de chocolate de cobertura.

Intrucciones:

Falsa crema pastelera:

Mezclamos el azúcar, la harina, el colorante y la vainilla molida en un bol.

Ponemos el agua con el azúcar al fuego hasta que hierva.

Vertemos sobre el bol y mezclamos.

Volvemos a poner la mezcla en la cazuela y llevamos de nuevo al fuego sin parar de remover hasta que espese.

Retiramos, volcamos en un bol, tapamos con papel film sobre la crema para que no se forme costra y dejamos en el frigo.

Masa:

Unimos agua y leche, templamos y deshacemos la levadura.

Mezclamos el resto de ingredientes, amasamos (podemos hacerlo en amasadora ó a mano) hasta que se forme una masa suave, tierna, lisa y que se despegue de las manos.

Ponemos en un bol y la tapamos hasta que doble su volumen.

Desgasificamos, amasamos un poco y formamos una bola.

Extendemos con el rodillo hasta hacer una torta de unos 2 cms. de grosor, ponemos sobre la bandeja de horno forrada de papel, pinchamos con un tenedor toda la torta, volvemos a a tapar hasta que vuelva a doblar su volumen.

Precalentamos el horno a 200 grados, introducimos la torta y horneamos durante 10 minutos.

Enfriamos sobre rejilla.

Cuando esté fría abrimos por la mitad y cubrimos de la crema reservada, debemos dejar crema porque luego tenemos que cubrir los laterales de las cuñas.

Cobertura de chocolate:

Ponemos el azúcar y el agua en un cazo al fuego hasta que hierva, apartamos del fuego y le añadimos el chocolate troceado, vamos derritiéndolo mientras lo batimos con varillas hasta que espese al punto de cubrir el dorso de una cuchara, si vemos que necesita un poco más de chocolate se lo añadimos (yo le añadí 25 grs. más).

Cubrimos toda la torta empezando desde el centro y en círculos.

Una vez fría la cobertura, cortamos la torta en seis porciones y cubrimos los laterales con la crema pastelera restante.

Espero que las hagáis y os gusten.

 

 

 

Carrilladas en salsa y puré de patatas casero

Ingredientes:

Carrilladas de cerdo ibérico, 1 k y 1/2

1 pimiento rojo

1 cebolla

Harina

Mezcla de especias secas y molidas (pimentón dulce y picante, orégano, jengibre, cilantro), 1 y 1/2 cucharadas sopera

1/2 vaso de los de agua de vino tinto

Aceite de oliva virgen

Sal

Agua

Para el puré de patatas:

Patatas

Ajos

Aceite

Agua

Sal

Instrucciones:

Limpiamos las carrilladas de telillas exteriores y salpimentamos, reservamos.

Limpiamos la cebolla y el pimiento y troceamos, reservamos.

Ponemos una sartén al fuego con un fondo de aceite, enharinamos ligeramente las carrilladas y vamos sellándolas por todos los lados, las vamos colocando en una olla.

Cuando estén todas ponemos en ese mismo aceite la cebolla y el pimiento reservados y pochamos todo a fuego lento.

Una vez pochados le añadimos las especias reunidas y, antes que se arrebate el pimentón, le ponemos el vino.

Dejamos evaporar el alcohol y le añadimos 2 vasos de agua.

Cuando hierva, le añadimos todo a la cazuela donde estaban las carrilladas y dejamos cocer a fuego lento hasta que estén tiernas pero no deshechas.

Sacamos las carrilladas y dejamos reducir la salsa, una vez reducida la pasamos por el pasapurés, volvemos a introducir las carrilladas, rectificamos de sal y servimos (mejor de un día para otro).

Puré de patatas casero: (el de mi madre de toda la vida)

Ponemos agua abundante en una olla con un poco de sal.

Pelamos y troceamos unas patatas que introduciremos en la olla cuando el agua hierva a borbotones.

Mantenemos al fuego hasta que estén tiernas.

Sacamos las patatas y las chafamos con un tenedor.

Ponemos un fondo de aceite de oliva en una cazuela, freímos 3 ó 4 dientes de ajos a láminas y cuando empiecen a dorarse echamos las patatas chafadas, le damos vueltas con cuchara de madera hasta que se impregnen de los ajitos y el aceite y rectificamos de sal.

Servimos enseguida.

Sopa de ajo

Ingredientes:

Pan de barra del día anterior

4 dientes de ajos

4 cucharadas de aceite de oliva virgen

1 litro de agua

Sal

Concentrado de verduras (una pastilla)

Huevos

Instrucciones:

Ponemos una cazuela al fuego con el aceite y freímos los dientes de ajos a láminas, cuidando que no se doren.

A continuación añadimos pan (8 ó 10 rodajitas superfinas) y lo doramos junto a los ajos dándoles vueltas.

Enseguida añadimos el agua, sal y la pastilla de caldo, dejamos hervir a fuego lento durante 15 minutos.

Le cascamos unos huevos (según comensales) y dejamos cuajar durante 5 minutos más.

Servimos caliente.